¿Sala de máquinas: qué es la sentina?

Dentro del mundo de la náutica, en la sala de máquinas, la sentina es un elemento fundamental, pues consiste en el espacio que tiene una embarcación, concretamente en la sala de máquinas de la parte más baja, situada por encima de los doblefondos.

¿Cuál es la función de la sentina?.

La sentina se encarga de la recolección de todos aquellos líquidos aceitosos que provienen de las pérdidas de bombas o tuberías y que se pueden derramar en ese espacio debido a la operación de la planta motriz. Las aguas de sentinas se purifican a través de separadores de materia oleosa y son bombeadas al exterior en alta mar. De esta manera, solamente los productos contaminantes, a los cuales se les llama también “slop” son los que quedan a bordo para ser posteriormente retirados en puerto para poder ser tratados y finalmente eliminados. Por otra parte, las bodegas de carga tienen un pocete de sentinas que está construido a popa del espacio y por debajo del nivel del plano de bodegas. El objetivo de esto es recolectar el agua de condesación que se produce en el interior de los barcos por una cuestión de diferencias de temperatura entre la atmósfera interior y la exterior.

La sala de máquinas en embarcaciones de recreo.

En el caso de aquellas embarcaciones de recreo, de tamaño más
pequeño o incluso deportivas, se le denomina sentina a la zona más baja del casco circundante de la quilla, donde se juntan tanto el agua de lluvia como la embarcada. Es importante conocer que las
sentinas también cuentan con interferencias en su eslora, las cuales son las cuadernas, los mamparos y otro tipo de refuerzos especiales, además de lo imbornales, que deben estar siempre presentes en
cualquier embarcación porque permiten que el agua ingrese al fondo.

La sentina en veleros y cruceros.

A la hora de realizar la distinción entre los veleros y los cruceros, es importante identificar algunas diferencias, comenzando porque las sentinas de los cruceros van de popa, donde está la sala de máquinas, hasta la proa, que tiene distintos cuarteles de inspección en el camarote principal. Aquí también será probable encontrar el bow thruster instalado. Por otra parte, cuando se habla de los
veleros, en su sección media tienen el anclaje del quillote, con unos refuerzos concretos y una bulonería bastante específica. Así mismo, también hay una serie de medidas que deben llevarse a cabo por cuestiones de seguridad, comenzando por remover todas las alfombras, sacar las tapas fuera del barco y abrir los cuarteles. Además, la ventilación será un elemento fundamental, además de que entre la luz en las zonas más oscuras. Cuando ya la sentina se encuentra correctamente iluminada y abierta, se debe hacer un reconocimiento visual desde la proa hasta la popa. La sentina
normalmente habla por sí sola, aunque pueden verificarse algunas cuestiones más sencillas, como por ejemplo la existencia de agua (tanto limpia como de mar) como de otro tipo de fluido, desde
combustible hasta aceite o incluso aguas negras. Los ingresos de agua pueden ser también tanto originarios de la parte superior del barco, como de la inferior, motivo por el cual es importantísimo
la revisión del estado y el funcionamiento de las bombas de achique. Esto es fundamental, pues la presencia de residuos sólidos pueden llegar a trabar el accionamiento de la embarcación.

En el interior del caso, en la parte baja, se suelen acumular residuos líquidos, procedentes del agua de mar, aguas de limpieza, aceite y combustible, generados en operaciones relacionadas en la navegación, reparación o mantenimiento del barco. La sentina, por lo tanto, es el espacio en la parte más baja de la sala de máquinas.